BOB DYLAN. THINGS HAVE CHANGED

Bob_Dylan.jpg

Texto: Alba Oliva para Amante Magazine.

Más de 35 álbumes de estudio publicados, 11 premios Grammy, un Óscar, un Globo de Oro y ahora, se ha convertido en el primer cantante de la historia en ganar un Nobel de Literatura. Hoy más que nunca, música y literatura se cogen de la mano y todo gracias a Bob Dylan, pero empecemos por el principio de esta canción, que como todas las cosas buenas, acaba en poesía.

Like a complete unknown,

Like a rolling stone.

Su singularidad lo elevó al altar reservado únicamente para los elegidos: líderes históricos llamados a influir en las masas. Cualidades y habilidades le sobraban: tocaba la guitarra, la armónica y el teclado; contaba con la heterodoxia suficiente para fundir las tradiciones inglesas, escocesas e irlandesas, y para mezclar, como nadie, los géneros folk, blues, country, jazz, swing y rock&roll. La poesía se convirtió pronto en su refugio, Woody Guthrie en su ídolo, y Pablo Picasso, en una de sus mayores influencias.

The answer, my friend, is blowin’ in the wind,

The answer is blowin’ in the wind.

En la década de los 60 conocimos al Dylan compositor y cantautor, temas como Blowin’ in the Wind o A Hard Rain’s a-Gonna Fall convirtieron la música folk en epopeya. Tras el folk vino el rock y su archiconocido Like a Rolling Stone, elegida como la mejor canción de todos los tiempos.

Regresó a la formalidad y al estilo que le vio nacer con Oh Mercy en los años 80.

Sus letras siempre han apelado a la contracultura emergente de su época, temas inundados de una búsqueda social y literaria insaciable, canciones que desafiaron la música pop convencional existente.

¿Qué es poesía? Dices mientras clavas en mi pupila tu pupila azul.

Yo no sé si Bécquer encontró la respuesta, pero yo la tengo clara, ¿que qué es poesía? Poesía eres tú, Bob Dylan.