EL ARTE URBANO DE HULA

Sus lienzos son los muros que contienen el agua, y su mejor herramienta, su tabla de paddle surf. Su destreza con la tabla y su alma de artista han llevado al surfista hawaiano Sean Yoro, más conocido como Hula, a crear retratos hiperrealistas de mujeres bañistas en diferentes localizaciones, siempre a ras del agua. Inspirado por el arte de la calle, Hula transforma espacios abandonados de difícil acceso en verdaderas obras de arte, y así, llevando las latas de pintura sobre su tabla, el artista neoyorquino sumerge estos retratos femeninos en la pared.

Bajo la influencia de los artistas del Renacimiento, Hula desarrolló de manera autodidacta su técnica a base de óleo que hoy aplica, tanto en su estudio como en las paredes públicas, para hacer sus pinturas en las que refleja principalmente figuras femeninas con una intensa carga emocional.

En su estudio trabaja sobre diferentes superficies como tablas de surf rotas o paneles de madera, mientras que en el exterior da vida a lugares vacíos, por lo general abandonados u olvidados. Además, con cada pieza el artista trata de fusionar sus orígenes callejeros y artísticos.

En la actualidad, Hula realiza constantes viajes por todo el mundo con el objetivo de exhibir su trabajo creando pinturas que capten las emociones y las interacciones entre las figuras y su entorno.