BERLUTI, LA PÁTINA DEL ULTRALUJO MASCULINO

Una nueva colección marca el triunfo sostenido que la casa Berluti se ha trazado para complacer los gustos de los hombres más elegantes y sofisticados, comenzando por los de su patrón, Antoine Arnault. Llevar un par de zapatos de Berluti o una pieza de sus colecciones significa pertenecer a una suerte de club internacional de los it-boys, globetrotters o jetsetters que comparten este placer sin restricciones. 

Como se vio en la última presentación de prensa del desfile Otoño/Invierno 2016, su Director Creativo Alessandro Sartori se inspiró en una paleta de colores que recreaba un viaje que realizó a Marfa (Texas): ricos tonos desérticos de berenjena, granates sepias, pizarras, carbón, ciruelas… Una gama volcánica fabulosa. A esto se le unió el aspecto geométrico de la obra del artista Judd, de la cual Sartori se inspiró para diseñar motivos sobre los jacquards de lana, abrigos, cueros y pieles. Finalmente el artista del tattoo neoyorquino, Scott Campbell, propuso bordar los icónicos zapatos Alessio, las espaldas de las chaquetas deportivas y los maletines con motivos aztecas y soberbias serpientes con hilos metálicos.

La espectacular puesta en escena no defraudó a los asistentes, quienes se sorprendieron al ver el comienzo del desfile en la penumbra con el fin de que destacaran los magníficos zapatos protagonistas de esta colección, que a su vez desfilaron sobre arena volcánica traída especialmente para el desfile. La excelencia desde todo punto de vista: de eso se trata Berluti.

 

ATTE