BERLUTI. ENTREVISTA EN EXCLUSIVA MR. PATRICE ROCK. MAÎTRE BOTTIER

LOS PROTAGONISTAS DE LA HAUTE CHAUSSURE.

Texto: Titina Penzini.


París siempre ha sido la capital del verdadero lujo a través de la historia: reyes, reinas, zares, príncipes, princesas, jefes de estado y todo aquel que quiere participar de esta magnífica experiencia tiene muy claro que en la Ciudad de la Luz se encuentran los mejores artesanos en infinidad de disciplinas. Me interesé por conocer las caras detrás del lujo masculino que representan los zapatos Berluti y fui a investigar el trabajo que existe al crearlos para sus privilegiados clientes.

Al entrar en los ateliers de la Rue Marbeuf donde se realiza todo el trabajo Haute Chaussure, lo primero que me impacta es el envolvente y penetrante aroma de los cueros y pieles, parte esencial de esta gran experiencia. Allí me recibe el Maître Bottier (maestro zapatero) Mr. Patrice Rock.

¿Cómo se desarrolla el proceso de realización de un par de zapatos Berluti Haute Chaussure?

En la pequeña sala de prueba recibimos al cliente siempre guardando la mayor discreción posible. Allí se desarrolla la conversación donde le mostramos los modelos exclusivos que nuestro director artístico Alessandro Sartori ha creado en exclusiva para este atelier y diferentes a los modelos del Prêt à chausser disponibles en las boutiques Berluti. De allí comenzamos a escoger junto con el cliente el modelo que más le conviene para la ocasión, los materiales para su realización, patina, detalles, etc. A continuación se toman las medidas de los pies (derecho e izquierdo), y al estar todo a punto comenzamos el resto de un largo proceso para llegar a complacer los deseos de nuestros clientes tan exigentes.

¿Qué tipo de pieles y cueros utilizan en estos casos?

Nuestros proveedores son los encargados de proporcionarnos las pieles más exóticas provenientes de todos los rincones del mundo. El único límite es que siempre cuenten con la autorización legal. Trabajamos en piel de tiburón teñida en colores vivos, cuero de rana verde esmeralda, tibia de avestruz, cola de castor...  

Ya tienen el diseño y las medidas del cliente ¿cuál es el paso siguiente?

Pasamos al Atelier Forme, donde se realizan las hormas de cada cliente talladas en madera a 4 manos. Jean-Michel Casalonga, Virgile Mouturat y Anthony Delos son los Ouvriers de alto rango encargados de esta difícil tarea que requiere fuerza y precisión para tallar moldes que son verdaderas esculturas donde deben tomar en cuenta incluso si el cliente sufre de hinchazón en los pies para poder dar unos milímetros de amplitud al patrón final. Siempre recomendamos suavizar el calzado a través del uso. Si los clientes viven en Dubai, Hong Kong o los Estados Unidos, nuestro coordinador, viaja hasta tres veces para estar seguro de que la plantilla calce a la perfección. 

Las modificaciones se trabajan sobre la horma con un patrón realizado a mano en cuero. Este proceso entre confección de horma en madera y el patrón de prueba dura alrededor de 3 meses. Una vez listo y convenido el patrón, la forma en madera pasa al Atelier Patronnage (taller de patronaje), en el que antes que nada se recubre esta forma con tirro o tape dependiendo de la técnica de cada ouvrier para poder trabajarlo. Lo más difícil para nuestro taller es que tanto el zapato derecho como el izquierdo queden idénticos llegando a la perfección. En nuestro atelier incluso los cierres los hacemos a mano.

Al culminar esta etapa los zapatos pasan al Atelier Montage (taller de montaje), donde me explican cada detalle del ensamblaje y me comentan que si el zapato es de talla grande, lógicamente esto se traduce en más horas de trabajo. Se necesitan entre veinte y treinta y cinco horas sólo para montar un par. Se martillan las suelas, se enceran los bordes de la suela y se pasa un aparato con pequeños dientes de asfalto para sellar esta labor. De estos ateliers salen un estimado de 500 pares cada año.

¿Dónde estudian para formarse en el oficio de bottier?

La formación técnica de nuestro reducido equipo se hace en los ateliers, ya que se trata de una especialidad poco común. Tenemos Jeunes Ouvriers (jóvenes obreros) y Ouvriers Enseignants (maestros obreros), quienes transmiten cada paso de este complejo oficio a los jóvenes aprendices cuyo único requisito es poseer la vocación por este arte.

¿Cómo es la etapa final de elaboración?

Una vez listo el montaje del calzado, pasan a manos del Maître Coloriste (maestro colorista), quien con sus tintas y algodones se dispone a dar el color exacto de pátina deseado por el cliente. Las cajas de cuero caligrafiadas donde vienen también son teñidas en el mismo tono para que la persona sepa a simple vista el color de los zapatos que allí se encuentran. 

¿Cómo ha sido la experiencia de trabajar con Mr. Sartori?

Una experiencia enriquecedora. Alessandro es una persona muy agradable y humilde que diseña con mucha elegancia para los hombres. Cree en la frase de Coco Chanel que reza “La moda pasa, el estilo permanece”. Berluti es el perfecto ejercicio de estilo masculino.

 Mr. Alessandro Sartori.

Mr. Alessandro Sartori.